viernes, 13 de noviembre de 2009

ALFABETO DE INFANCIA- Lucía Donadío. Relatos.

.
Portal-blog complementario a NTC ... Nos Topamos Con ...http://ntcblog.blogspot.com/ , ntcgra@gmail.com Cali, Colombia.
Y a los relacionados en:
Ver todo mi perfil
-------
-
NTC  ... SEGUIMIENTOS
Mayo 28 de 2014

Lucía Donadío, trazos de infancia
por María-Dolores Jaramillo
NTC ... agradece a Carlos Enrique Ruiz, Director de Aleph, por compartir  "...esta bella reseña, de bello libro de relatos ..."

La suave prosa poética de Lucía Donadío conserva las llaves que abren la cerradura de los recuerdos. Las claves íntimas de una infancia rodeada de prohibiciones y negaciones, de imposiciones y autoritarismo, regresan una por una en sus pequeños y conmovedores trazos. Desgarramientos y despojos. Desamparo. Dolores, tristezas y frustraciones. Temores. Amores  deseados. Y distintas ausencias se recuperan con valor en estos relatos de amorosas y adoloridas intimidades, sumisiones y silencios ("Filas", "Destierro", "Niña").
Alfabeto de infancia es un libro de pequeños e intensos relatos. Tiene un bello y sugestivo título. La carátula y las ilustraciones, con geometrías de Oreste Donadío, nos conducen a las relojerías del pasado. Dos hermanos artistas, y muy sensibles poetas, se suman en la construcción del libro. Lucía Donadío recolecta y evoca objetos, sensaciones, sucesos, personajes y situaciones de la infancia, desde una mirada reflexiva y poética. La historia familiar, con las voces de la madre, del padre, los hermanos, la abuela y las tías, se va armando poco a poco. Y los fragmentos se suceden de la mano del abecedario y las metáforas. Historias de sometimientos, de injusticias, de soledad y abandono conforman la red de los recuerdos narrados desde la orilla.
Contiene cuadros especiales. Bellas descripciones y personificaciones. Sugestivas asociaciones y transposiciones. Importantes reflexiones. Un tono confesional y emotivo nos acerca secretos de soledad. ("Destierro", "Luz", "Jardín", "Llanto").  Hay una manera  muy auténtica y poética de ver, recordar y sentir, como en "Cumpleaños". El poemario incluye textos reveladores, iluminadores, como "Barcos", que multiplican  la significación y dibujan las heridas. Otros estremecedores, como "Estatua" o "Dedos". En este inventario silábico de recuperación de la memoria, en esta catarsis poética, encontramos algunos fragmentos de especial sensibilidad y riqueza poética como en  "Hache", "Carpintería" o "Sapo".
Destaco tres temas de interesante reflexión: el desencuentro del afecto, el despojo y la destrucción de las ilusiones desde la infancia, y la figura opresiva de la madre prohibidora.
Sobre el desencuentro del afecto dice: "Mis ojos y mi cuerpo entero concentrados en la ilusión de que tus ojos se detuvieran en los míos" ("Vaso"), "Ningún lugar de la inmensa casa parece hecho para mí…" ("Aurora"), "Inés quedó sorda de mí ("Imán"), "Mamá hacía años había dejado de verme…" ("Orilla"), "Aurora, sol de certezas, se sentaba siempre adelante con los más grandes y cada día se alejaba más de mí." ("Umbral"). "Las pequeñas fotos del primer álbum que hiciste al llegar…vivían en mis ojos ávidos de ti…("Barcos"). "No sentías mi cuerpo buscándote. Tus ojos eran todos para la madera." ("Carpintería"). "Papá te regalaba a cada instante, con los ojos poderosos del amor y la aprobación. Sus ojos eran todos para ti. ("Luz").
Entre los recuerdos de la infancia y los de la madre cruza un tema desgarrador: el despojo y la destrucción de las ilusiones: "Tus propios sueños y los nuestros los echabas en los tarros de basura que a cada rato llenabas de cosas útiles e inútiles…" "botabas las pequeñas ilusiones que iban naciendo en casa, esas que sembrábamos en lugares imprecisos, en el dulce desorden del juego y la alegría." ("Cumpleaños"). En esta dirección se sitúa un relato estremecedor: "Gritos", que manifiesta la insensata e irracional persecución de los libros más queridos, y su destrucción por parte de la madre. O "Primos", que también representa la crueldad del despojo de las ilusiones y los sueños.
Un tercer tema significativo en la reconstrucción de los patrones opresivos de la educación clásica antioqueña, es el de la madre controladora y prohibidora. "Prohibido tocar el propio cuerpo y el de los otros." "Prohibido cerrar las puertas de los cuartos." "Prohibido jugar en el jardín." "Las niñas no juegan con semillas", "las niñas no se sientan en el piso", "las niñas no…" Una cultura represiva, del límite, la zanja, el umbral.
Este bello poemario de recuerdos amorosos y desolados, este canto herido, nos invita a  fortalecer los vínculos del afecto, el juego, y la alegría. 
------
-
NTC  ... SEGUIMIENTOS
Marzo 7 de 2013
El inicio del lenguaje
Autor: Cindy N. Cardona Claros  *    
Por las rendijas de la ropa aprendió a conocer el cuerpo femenino con la única amiga del kínder, y a improvisar en la actuación el día en que fueron sorprendidas, interpretando el papel de bella durmiente. Pisingaña, jugaremos a la araña, y la estatua; juegos de su infancia que servían como herramientas para enfrentar la vida, sin dar importancia a las normas establecidas en el mundo exterior.
Con el primero se instruyó en la exploración, con el segundo adquirió carácter, priorizando sus deseos, su voluntad, sobre las órdenes de los mayores (aunque el efecto convirtiera en efigie a una monjita); al respecto menciona: “Aprendí la lógica de la estatua, la sumisión de sus quietos atributos, la indomable paciencia de la espera, la semántica de la quietud”. Con el tiempo que lleva asimilar las vocales fueron apareciendo las desdichas: Su nana adquirió una ceguera selectiva, de un momento a otro no volvió a ver a la pequeña, como si no existiera, como si fuera un fantasma.
La distancia fraterna de su hermana mayor, Aurora, de quien apetece su forma de vida y en horas de ocio la imita; y luego, la experimentación de los miedos que tendría que conquistar, para ser bienvenida en el mundo asediado por los adultos. Hasta aquí las vocales. Primera parte del libro Alfabeto de infancia de Lucía Donadío; publicado en el 2012 por Sílaba Editores. Las ilustraciones de la carátula e interiores —del poeta, pintor y grabador Oreste Donadío—, recrean los relatos de una niña que rompe con la mitificación de la infancia, sin dejar de avivar ese “espíritu que aprende a recrearse de nuevo en las cosas simples”, y del cual el lector empezará a contagiarse desde el primer texto.
Alfabeto. Acá poco importa que del alfabeto fenicio, que no poseía vocales, se derivaron los posteriores. El de Lucía involucra desde barcos hasta zapatos. A través de un recorrido por las consonantes, rememora las primeras nostalgias con las que se enfrenta una niña, las alegrías sencillas, las incipientes perversidades, los destierros materiales y sentimentales, las responsabilidades y obligaciones que no deberían pertenecer a esta etapa de la vida, el orden habitual establecido en los hogares, las prohibiciones tácitas, la revelación de los secretos adúlteros bajo la mesa del comedor, el enfrentamiento con las pérdidas. Algunos de estos sucesos son narrados con un humor candoroso que aporta fuerza al relato.
De esta manera, Donadío, centinela de la infancia recuperada, en su prosa sensorial, sin artificios, da cuenta de esa niñez de cuitas, de búsquedas, de modelos tradicionales de crianza. Etapa espacial en donde el juego es satélite; tal vez el único sitio acogedor para esa niña que dice sin titubear: “Me apartaba del mundo en singular y profunda ebullición […] sin atesorar más instante que el instante del juego, eterno y presente, en que el barco de papel llegaba al puerto y la dulce melodía de las aguas acariciando la orilla de la arena acunaban la marea desordenada y tibia que llevo por dentro”.
Por último, Silabario, conformado por seis cuentos memorables. Tres de ellos retratan la muerte que visita de formas distintas a dos mujeres, una mayor que esperaba con ansias la fecha anotada en su libreta; la señora tan buena que encubría los robos de la empleada doméstica; y a un hombre que rodó por las escaleras que daban al cuarto de costura por ir detrás de una jovencita de vestido amarillo. Los otros: una pequeña en la lucha con su hermana por colonizar el amor paternal, la angustia y ausencia de una madre al dejar a sus hijos sin su amparo antes de un viaje, y un bebé implorado por la abuela que lo educaría como si fuera su hijo.
* Bióloga y coeditora de la revista santoyseña. http://revistasantoysena.blogspot.com/

------
*** 18 de Marzo. Medellín. 6:30 PM
http://ntc-eventos.blogspot.com/2010_03_15_archive.html
--> "Alfabeto de infancia". Lucía Donadío. Relatos. Lanzamiento del libro.
Presentación del libro y conversación con ELKIN RESTREPO. Biblioteca Pública Piloto, Medellín. Auditorio Torre de la Memoria. Primera edición. Noviembre 6 de 2009. Sílaba Editores. http://www.silabaeditores.com/ , Medellín. 102 páginas. 16.0 x 21.5 x 0.8 cms.
Enlaces: ALFABETO DE INFANCIA- Lucía Donadío. Relatos. , http://ntc-narrativa.blogspot.com/2009_11_13_archive.html
Lucía Donadío. Alfabeto de infancia . http://www.consuelotrivinoanzola.com/blog/?p=53 , Por Consuelo Triviño Anzola
--- ACTUALIZACIÓN A FEBRERO 1, 2010
Presentación en OTRAPARTE, Medellín, Alfabeto de infancia — Jueves 4 de Febrero, 2010 - 7:30 p.m. — Detalles en: http://www.otraparte.org/actividades/literatura/alfabeto-infancia.html
.

RELATOS. Primera edición. Noviembre 6 de 2009. Sílaba Editores. http://www.silabaeditores.com/ , Medellín.
102 páginas. 16.0 x 21.5 x 0.8 cms.

Ilustraciones de la carátula e interiores: "La llave del lenguaje". Orestes Donadío.
-------
Lucía Donadío

Nació en Cúcuta, Colombia. Es antropóloga de la Universidad de Los Andes
y diplomada en Literatura del Siglo XX de la Universidad Eafit. Es editora y directora del Taller Literario para Adultos Mayores de la Biblioteca Pública Piloto y del
Grupo Literario “Letras” de la Universidad Eafit en Medellín.
Codirectora de la revista Odradek, el cuento.
Ha publicado el libro de poemas Sol de estremadelio (Hombre Nuevo Editores, 2005). Poemas y cuentos suyos han aparecido en diversas revistas y publicaciones culturales.
.
----
Alfabeto de infancia es una indagación en esa primera patria que es la infancia. En estas páginas la autora hace una confesión de amor en la que se nombran nimias maravillas. Días intensos donde su pequeño corazón latía por cotidianos esplendores, por penas tempranas, por trágicas pérdidas; juguetes o sortijas que sellaban alianzas y derrotas.

Los relatos que reúne este Alfabeto narran sin grandilocuencia la clara circunstancia de una niña en su primera confrontación con el mundo. El tono es cauto y "desnudo de artificios"; en él la evocación tiene el poder de traer a nuestros ojos las cuitas de esta niña que cuenta desde su jardín o desde la oscuridad de su alcoba, cómo se escapan y cómo se recuperan preciosos lugares. Atravesando vocales y consonantes se abren rutas que rebasan las fronteras de la infancia.
+++++
RELATOS
Próximamente algunos de los textos del libro
+++++++
Contenido
Aeiou
.
Aurora 15
Estatua 18
Imán 21
Orilla 25
Umbral 27
.
De barcos a zapatos
Barcos 31
Carpintería 33
Cumpleaños 35
Dedos 37
Destierro 38
Filas 40
Gritos 42
Hache 43
Jardín 44
Kilos 46
Luz 47
Llanto 49
Mesa 51
Niña 53
Ñata 55
Primos 57
Prohibido 59
Queso 61
Rabia 62
Sapo 64
Tías 66
Vaso 68
Whisky 70
Xilófono 72
Yo-yo 74
Zapatos 76
.
Silabario
Al margen de tus ojos 81
Un hijo para mi madre 85
El cuarto de costura 87
Vísperas de viaje 90
Una fecha en la libreta 93
Esa señora tan buena 98
+++++
.
COMPLEMENTACIONES Y ENLACES de NTC ... :

Actualizó: NTC … / gra . Noviembre 13, 2009, 11:07 AM / Feb. 1, 2010. 8:48 PM

2 comentarios:

OCIOPINTORESCO dijo...

FELICITACIONES MAESTRA!
un abrazo

Andrés Delgado dijo...

Lucia, qué bien!!
Tengo que leer el libro